Ilustración

Créidto: plim493

La navidad es una época muy especial, capaz de despertar en las personas buenos sentimientos, recuerdos y pensamientos. Está llena de tradiciones, simbolismo e ilusión. Se trata de una celebración que se vive en todas partes del mundo, aunque cada país tiene sus propias costumbres. Todo cambia dependiendo del lugar: distintas creencias, tradiciones o alimentos…

Christmas Market

Christmas market en Alemania
Crédito: AbsolutaAlemania

Celebrar y compartir la Navidad en familia, hace que se estimulen valores fundamentales en la educación de los niños.

¿Cómo se celebra la Navidad a lo largo y ancho de nuestro planeta?

En España, calles y balcones se iluminan, las plazas se llenan de mercadillos con productos y comidas típicas, las casas se decoran con adornos de Navidad, como la planta de Pascua, el árbol, el Belén …

En Alemania, los niños reciben sus regalos el mismo día de Navidad. Cuando suena una campanilla, los niños salen corriendo a recoger sus regalos que se encuentran debajo del árbol de Navidad, pero… No pueden abrirlos hasta cantar el tradicional villancico Noche de Paz.

En los Países Bajos, una vez acabada la comida de Navidad, tienen por costumbre salir en familia a patinar, disfrutan deslizándose por los ríos helados. San Nicolás, visita a los niños el día 4 de diciembre, para comprobar que se han portado bien. Dos días más tarde regresa para dejar los regalos, caramelos (a los que se han portado bien) y a los más traviesos les deja una ramita en el zapato.

La mayoría de los irlandeses son católicos y es por ello que estas tradiciones están muy arraigadas. Colocan una gran vela o bien en la entrada de la casa o en alguna ventana. La vela es encendida por el más pequeño de la casa el día de Nochebuena, es como un símbolo de bienvenida a la Sagrada Familia. Y sólo podrá ser apagada por una niña o en su caso una mujer llamada María.

Navidades en Japón

Navidades en Japón
Crédito: pandoramagazine

En los Balcanes, dos semanas antes del la Navidad, los niños, silenciosamente acuden hacia sus mamas y les atan los pies, gritando » Día de la madre, día de la madre… Que darás para que te dejemos libre?” . El objetivo se cumple, reciben regalos. Una semana más tarde hacen lo mismo con los papás, y como no, vuelven a recibir más regalos…

Portugal, celebra la llamada «consoda», es una comilona que se celebra la mañana de Navidad. En esa comilona se colocan lugares extras en la mesa, para los seres queridos que ya no están, a los que se les ofrece comida para que traigan suerte al resto de la familia durante el año nuevo.

En Italia, optan por montar una pirámide de madera con forma de árbol en vez del típico árbol, eso sí, decorado con fruta.

En los países nórdicos como Suecia, mantienen el árbol con adornos incluidos hasta veinte días después de la celebración de la Navidad. En Finlandia, las familias decoran la casa con velas, hechas por la propia familia. Y en Noruega, en la víspera de Navidad, se esconden todas las escobas y los trapos de la casa. Tradicionalmente se creía que las brujas y los espíritus voladores malignos salían en medio de la noche a volar alrededor de la casa.

En Venezuela, concretamente en la ciudad de Caracas, las calles son bloqueadas en la víspera de navidad para que las personas se puedan poner sus patines y acudir en familia hasta la iglesia. Hoy por hoy sigue siendo un misterio la verdadera razón de esta tradición

En Ucrania, se considera buena suerte encontrar una tela de araña en el árbol de navidad, así que optan por colocar telarañas artificiales como parte de la propia decoración.

A diferencia de otros países, en Japón las tarjetas de Navidad de color rojo, no están consideradas de buen gusto. El motivo es porque ellos utilizan las tarjetas rojas para enviar notas fúnebres.

Navidades en Australia

Navidades en Australia
Crédito: Viajesaustralia

En Australia, como ya sabéis la Navidad se celebra en temporada de verano, por lo que el clásico ambiente navideño, allí se transforma en playas, mangas cortas y Santa Claus navideños. Además, el último mes del año lo aprovechan para asustar a los niños que se han portado mal. Tradicionalmente, los jóvenes se disfrazan de Krampus (una criatura demoniaca equipada con campanas y palos), los cuales van acompañados usualmente por Nikolaus (una especie de Santa) y vagan por las calles para asustar a los niños y porque no, también a los adultos.

En Groenlandia, tienen un plato navideño llamado Kiviak. Se hace usando carne cruda, de un ave de caza acuática, la cual ha sido enterrada bajo una piedra enrollada en pie de foca por varios meses hasta que alcanza un avanzado estado de descomposición. Aparentemente, se dice que su olor es muy parecido al del queso azul.

En Colombia, las personas ponen a volar globos por los aires en la noche de Navidad para expresar alegría y bienestar. A día de hoy, están prohibidos, puesto que eran causantes de algunos daños.

Letonia tiene su propio lema navideño. «Un regalo, un poema«. La costumbre dice que en Nochebuena, después de la cena, hay que buscar los regalos, en el árbol de Navidad. Con la condición de que nadie podrá coger el suyo sin antes recitar un pequeño poema.

En el Reino Unido, no sería lo mismo sin el tradicional muérdago. Sirve para proteger contra los demonios y traer suerte a los hogares. Además se estilan mucho los «crackers«, son unos petardos que cuando estallan, se parten en dos y contienen un gorrito, un chiste y un regalo sorpresa.

En Suiza, debido a los excesos de alcohol, durante las fechas navideñas, existen unas personas que se hacen llamar  «nariz roja» que se ofrecen a llevar en su coche, hasta su propia casa, a todas aquellas personas que parezcan estar algo perjudicadas con el tema del alcohol.

En Filipinas, sin embargo, las navidades son muy similares a las nuestras, con la misa del gallo incluida.

Aprovecho para desearos en nombre del equipo iHA Feliz Navidad y Prospero Año Nuevo!!!

En colaboración con iHistoriArte| Mar García

Fuentes| plim493,pandoramagazine, viajesaustralia, alemaniaabsoluta

Síguenos también en: FacebookTwitterGoogle+ o RebelMouse