Leer, ver y escuchar como niños

SECCIÓN: ‘PekeHistoria’
Los museos son centros vivos, generadores de cultura y de integración. El concepto de museo ha cambiado mucho en estos últimos años. Ya no se trata de meros contenedores de objetos, sino que la oferta va mucho más allá de las tradicionales visitas guiadas. Actualmente, casi todos ellos cuentan con un gabinete de didáctica que, aparte de mostrar las piezas y colecciones, se preocupa por estimular la creatividad y crear inquietudes en los visitantes.
Grupo de escolares en el
Museo Reina Sofía, Madrid.
Crédito: Myriam Monterde
En mi opinión ningún niño debería acabar su etapa escolar sin haber visto un Rembrant o haber escuchado una sinfonía de Mozart. Por ello iniciaré mi colaboración en iHistoriArte, acercando el mundo de la museología y sus técnicas didácticas al lector. A los más pequeños les gusta aprender a leer visualmente en los espacios en que se mueven. Aprenden pronto y bien; pero lo más importante es que además aprendan a “ver”.
Ver es pensar. La importancia de la enseñanza del arte para los niños está asociada al propio desarrollo de nuestra sociedad. Ellos serán las generaciones del futuro, y ahí los museos deben jugar un papel muy importante.
Los museos son y serán siempre lugares de aprendizaje, pero la manera de ‘cómo contarlo’ ha cambiado. Los museos han evolucionado. Lejos quedan los tiempos de los primeros anticuarios medievales, o los primeros museos donde se amontonaban colecciones de objetos. Los responsables pedagógicos conocen la importancia social y personal de comenzar desde la niñez a formar personas cultas y sensibles que desarrollen sus propias exigencias.
En numerosos centros culturales de todo el mundo se aplican las técnicas de pensamiento visual para integrar el ARTE en la vida. Se aprende desde edades muy tempranas a entender qué es lo que nos cuentan o transmiten los artistas por medio de sus creaciones.
Grupo de escolares en el
Museo Sorolla, Madrid.
Crédito: Museo Sorolla, Madrid
Philip Yenawine, asesor y responsable del departamento de educación  del Museo de arte Moderno de New York, Museo de Arte Contemporáneo de Boston o del Museo de Arte Contemporáneo de Chicago, lleva toda la vida inmerso en la difusión del arte en museos a través del método de Pensamiento Visual.
Las Estrategias de Pensamiento Visual (Visual Thinking Strategies) conciben el arte como un medio para enseñar a los más pequeños a pensar y a desarrollar sus capacidades comunicativas, así como para iniciarles en la percepción visual.
El desarrollo estético que se impulsa, se genera a través de tres medios:
-la contemplación de obras de arte,
-la formulación de preguntas que fomentan el desarrollo,
-la participación en un debate en grupo debidamente organizado por el personal docente.
Crédito: Moma, New York
Yenawine asegura que las personas “necesitan el arte igual que necesitan el amor.Para ser de verdad humano, hace falta entender de arte”. Su técnica se basa en “decir a los alumnos ‘¿qué ves ahí?’, para desarrollar sus habilidades, su seguridad en sí mismos y aprender a argumentar y buscar bases. En grupo funciona muy bien, pero hace que tengan más confianza en sí mismos y puedan ir a un museo solos o acompañados y no tener miedo a enfrentarse a ninguna obra de arte”.
“Ver, eso es lo que es difícil, vemos a veces, raramente. Miramos sin ver”.
         Pablo Picasso
 
Este método les enseña el proceso ‘que te lleva a hacer descubrimientos por ti mismo’. Haciendo uso de las observaciones personales, de la capacidad de utilizar la memoria y de la propia experiencia del mundo. Los niñ@s aprenden así a comunicarse correctamente y a  saber escuchar a los demás.
Nuevas posibilidades.
Crédito: Educathyssen
Otro punto importante de este método es el hecho de enlazar las respuestas, escuchando diferentes puntos de vistas. Poniendo en común unos con otros de manera que, ellos mismos, se den cuenta de que hay diversas posibilidades y múltiples respuestas. El objetivo de este método es demostrar todo lo que un niño puede decir en una conversación: pensando, observando y analizando. Le permite mostrar lo que ve a la vez que comparte sus ideas con otros.
A través de estas aplicaciones se sensibiliza a los más pequeños en el mundo de la historia, la belleza y en definitiva del ARTE.
Las posibilidades actuales son infinitas, ya no es necesario trasladarse a los espacios museísticos: el fascinante mundo de internet, la digitalización de obras de arte, las magníficas imágenes de las publicaciones en papel, etc… ofrecen una oferta didáctica inagotable con un futuro espectacularmente atractivo.
En colaboración con iHistoriArte| Myriam Monterde
Síguenos también en: FacebookTwitter o Google+
Banner suscripción newsletter traición del rey largo

Publicaciones recientes

Principales consecuencias de la Segunda Guerra Mundial
Un deseo… que el premio Princesa de Asturias de la Concordia 2022 le sea otorgado a la infancia.
La tiranía de Pisistrato. Atenas, cuna de la democracia (2)
Plutón ya no es lo que era…
Nuevos hallazgos sobre la plaga de Justiniano

Un comentario

  1. Me parece genial la idea de acercar alos niños al arte, creo que es muy necesario que conoscan desde una corta edad otra cosa aparte de las novelas o caricaturas japonesas, o las noticias de violencia y delincuencia de nuestro país.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

  • Responsable: DM SEO Social Media OÜ
  • Finalidad: Responder a tus comentarios.
  • Derechos: Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en este formulario, así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.
  • Información adicional: En la política de privacidad encontrarás información adicional sobre la recopilación y el uso de su información personal. Incluida información sobre acceso, conservación, rectificación, eliminación, seguridad y otros temas.

 

Comunidad iHA
Una apuesta digital por la historia
  • Responsable: David Melero, titular del davemeler.com
  • Finalidad: enviarte notificaciones por email con noticias, ofertas y consejos.
  • Legitimación: Consentimiento del interesado (es decir, usted), al enviar el formulario.
  • Derechos: Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en hola@davemeler.com, así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.
  • Información adicional: En nuestra política de privacidad encontrarás información adicional sobre la recopilación y el uso de su información personal. Incluida información sobre acceso, conservación, rectificación, eliminación, seguridad y otros temas.